domingo, 13 de abril de 2008

- IN(CREÍ)BLE



Se subió al colectivo... creo que yo en realidad me subí primero. No, subió primero.
Nos mirábamos. Me di cuenta yo primero que estaba mirandome. miré, miré sus ojos, mire su pelo, su rostro... Volví a mirar y me di cuenta que yo tenía taquicardia, y no sabía que hacer (En realidad si sabía que hacer). Entonces, agarré mi bolso (mi amada y bendita maxi-cartera), tomé mi lapicera, agarré el boleto del 92 y pensé en escribir mi número de celular.
Cuando empiezo a escribirlo, tube un pequeño problema: El papel del boleto es encerado, pero no me di cuenta, escribía, escribía, escríbia, mamarracheaba y no se escribía ni na gota de tinta, cada vez me desesperaba más. Doy vuelta el boleto del lado donde está la tinta, hago una linea y escribe; "Mamarrachié" un poco a ver si era mentira, y escribía. Veo que se está por levantar, y se va a ir; Veo como apaga su Ipod, como cierra su celular, como se acomoda el pelo, su ropa, su campera... no era una campera, era un saquito gris... Hizo todo eso, tomó su mochilita Nike, se la puso ensima del hombro, caminó 1 o 2 metros (quizás) e indefectiblemente era para bajarse. solo pude escribir el "1" de mi número de celular y una rayita pero, no llegué a escribir todo el celular y no pude darselo. Se bajó. Se bajó y (...)me desesperé. Mi mirada (Ahora) estaba clavada en su nuca. camina hacia la esquina. El semáforo en rojo, cruza la calle y arranca el colectivo de vuelta. Intento mirar, intento que me mire. Me paro me doy vuelta, me miró, sonrió y nada más... Siguió su camino.
nosé por qué, la verdad no sé por qué, la lapicera, por qué el boleto, por qué la mirada tardía, por qué tan repentina bajada... No entiendo por qué pasó y por qué no. Cuando uno dice que El universo conspira a favor de tu leyenda personal, esta en lo cierto. Siempre lo dije, siempre siempre. Hoy una vez más afirmo que es verdad y corroboro y me lo grabo como lección de vida que el universo conspira a favor de tu leyenda personal. Pero después que huibiese pasado si no, si le hubiese dado mi numero, si se hubiese sentado al lado mio, nose nose, no voy a saber porque nunca.
Me puse a escribir esto en el colectivo apenas se había bajado en palermo, unas cuantas paradas más cuando me subí. Ahora estaba al 500 de Fray Calletano y seguía escribiendo.
Ya era tarde. Ya todo lo que estaba escribiendo no servía de nada.
Después de tener un día hermoso, concluye así. Haciéndome ver que estoy solo y que no encontre a nadie(ni nadie me encontró)... Tampoco queiro algo rápido ni quiero algo porque si. Todo lo que dejé tiene una razón, pero hoy me encapriché y quería eso y se bajo y no esta más.
Otra vez solo, otra vez ser Gastón Maximiliano Corazón De León.
No me queda otra.
Ya en un rato(...) ya en un rato (...) ¡nada!

Chau.

4 PERSONAS AL PEDO:

yaeh dijo...

nono bldo sos muy capo jkajkakja
tu blog, tu flog lo mejor!
chauuuuuuuuuuu un beso

jose dijo...

Wow, genial lo que escribiste. Tan cierto, aparte. Esas jugadas que nos da la vida, con sus propias reglas, a veces desconcertandonos, a veces haciendonos felices o bajandonos de un hondazo que te deja perplejo, sin movimiento.
Cuanta gente uno se cruza por dia, sin prestarles atencion; pero uno nunca sabe si en ALGUN momento ALGUNA de esas personas vaya a formar parte de uno (de por si lo hacen por compartir un mismo momento y lugar). No todos los que van por la calle te piden la hora, por ejemplo; y el q lo hace, por que se la pide a uno y no a otro? jajaja suena tonto, pero para mi es verdad. Por algo pasan las cosas, por algo no siempre estamos preparados para lo que nos suceda.
Esta todo escrito, ya. Y muchas veces buscamos evadir y escaparnos de ese destino que nos toco en suerte ( o no por suerte), pero la vida misma se encarga de dar una vuelta de tuerca y dejarnos parados en el mismo lugar en el que estabamos.
Quien sabe. Tal vez, en otro viaje te vuelvas a encontrar con esa persona. Y esa vez, hasta se bajen juntos, con boletos intercambiados :)
En fin, un abrazo gaston. Copado leer lo que escribis. Cuidate (:

polythene mel dijo...

QUERÉS EXPLICARME POR QUÉ SIEMPRE ENCONTRAMOS AL AMOR DE NUESTRAS VIDAS EN LOS COLECTIVOS Y LOS DEJAMOS IR?

SantiZárate dijo...

Faaah, me pasó algo igual en el tren. Hace unos años, en el 2004... me hiciste recordarlo! Que pena que no se haya sentado al lado tuyo, y quizás intercambiaban algo más que una mirada, el número, el email?

Chan...

Saludos ^^